Exaltación de la moringa

Pues lo pide el Comandante,
¡vamos a comer moringa!
Antes que el pueblo se extinga,
demos el paso adelante,
sin dudar por un instante
que, en el futuro, el cubano
que busque un empleo sano
(que dé carne, huevo y leche
y pescado en escabeche
y a la sombra) será en vano.

20120620-072935.jpg
Posdata: Admito que poco puede mi pobre décima contra el humor diabólico del viejito sangrón. Por tanto, pido a los lectores que consideren estos versos una excusa para presentar ese desopilante chiste de mal gusto que es la reflexión del orate.

Acerca de Alexis Romay

Pienso, luego escribo.
Esta entrada fue publicada en Cuba, El Innombrable, Insilio, Una décima (a)parte y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Exaltación de la moringa

  1. Pingback: Cuba en cliché, Cuba en moringa | Belascoaín y Neptuno

  2. Pingback: La fórmula para escribir un discurso de Fidel Castro | Belascoaín y Neptuno

  3. Pingback: Para hablar de Cuba (VI) | Belascoaín y Neptuno

  4. Pingback: Óleo de dictador con papada (VII) | Belascoaín y Neptuno

Comenta, que es gratis

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s