Bienvenido a Cuba

Bienvenido a Cuba

Letra y música: Alexis Romay

Bienvenido a Cuba, una dictadura
que personifica el ministro de cultura
que sale a la calle con el manotazo
como antes hiciera en el Maleconazo.
Y la policía lo acompaña en reprimir.

En la dictadura se gobierna a dedo,
pero siempre hay alguien que se enfrenta al miedo
y sale a la calle porque es su derecho,
sale a dar la cara, a poner el pecho.
Y la policía hoy la vuelve a reprimir.

Hay tanta mentira, hay tanta censura,
ay, tanta violencia en esa dictadura
que saca los tanques, que sale a la calle
con tal de lograr que el pueblo se calle.
Y la policía tiene orden de reprimir.

Cuba es una isla que abolió el futuro.
Hoy, por suerte, vemos grietas en el muro,
voces en la calle que brindan aliento
y que simpatizan con el movimiento
que a la policía le pagan por reprimir.

El castrismo ha sido una noche oscura,
eso es lo que pasa en una dictadura
que sale a la calle cuando arranca el día
a meterle miedo a la ciudadanía
con la policía, con la policía,
con la policía, con la policía…

Acerca de Alexis Romay

Pienso, luego escribo.
Esta entrada fue publicada en Cuba, Cuba en mí, Exilio, Insilio, Música, Represión y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

86 respuestas a Bienvenido a Cuba

  1. dovalpage dijo:

    Muy bueno. Gracias por los subtítulos también. Para la educación de nuestros estudiantes.

    Le gusta a 1 persona

  2. dovalpage dijo:

    Y de los que no son estudiantes, desde luego 🙂

    Le gusta a 1 persona

  3. Pingback: Rompan todo… pero no mencionen a #Cuba | Belascoaín y Neptuno

  4. Pingback: La libertad es tarea de todos | Belascoaín y Neptuno

  5. Pingback: Del culto a la personalidad | Belascoaín y Neptuno

  6. Pingback: #Cuba y lo inexplicable (VI) | Belascoaín y Neptuno

  7. Pingback: Cuba y el estado de cosas | Belascoaín y Neptuno

  8. Pingback: El Síndrome de La Habana | Belascoaín y Neptuno

  9. Pingback: Ese régimen cubano (III) | Belascoaín y Neptuno

  10. Pingback: Ese régimen cubano (VII) | Belascoaín y Neptuno

  11. Pingback: El arte de la represión  | Belascoaín y Neptuno

  12. Pingback: Metafísica cubana (VII) | Belascoaín y Neptuno

  13. Pingback: Seis cosas que no sabías de Díaz Canel | Belascoaín y Neptuno

  14. Pingback: Cuba y lo multidimensional (II) | Belascoaín y Neptuno

  15. Pingback: Cuba y lo multidimensional (VI) | Belascoaín y Neptuno

  16. Pingback: Cuba y lo multidimensional (VII) | Belascoaín y Neptuno

  17. Pingback: La isla de la utopía (I) | Belascoaín y Neptuno

  18. Pingback: La isla de la utopía (IV) | Belascoaín y Neptuno

  19. Pingback: ¿Dónde está Luis Manuel? | Belascoaín y Neptuno

  20. Pingback: Temas abordados en mi visita a la clase de Gustavo Pérez Firmat | Belascoaín y Neptuno

  21. Pingback: Porque esta Revolución (IV)
 | Belascoaín y Neptuno

  22. Pingback: Porque esta Revolución | Belascoaín y Neptuno

  23. Pingback: La vida de un burócrata (II) | Belascoaín y Neptuno

  24. Pingback: Con la misma gracia (V) | Belascoaín y Neptuno

  25. Pingback: Una infancia entre leones | Belascoaín y Neptuno

  26. Pingback: Cuba y el pathos (IV) | Belascoaín y Neptuno

  27. Pingback: Invitación cubana a López Obrador | Belascoaín y Neptuno

  28. Pingback: Cuba y la brevedad (II) | Belascoaín y Neptuno

  29. Pingback: Cuba y la brevedad (VI) | Belascoaín y Neptuno

  30. Pingback: Cuba y la brevedad (VII) | Belascoaín y Neptuno

  31. Pingback: Cuba y el ser apolítico (II) | Belascoaín y Neptuno

  32. Pingback: Lo imperecedero | Belascoaín y Neptuno

  33. Pingback: Una cubana en La Timba | Belascoaín y Neptuno

  34. Pingback: Detrás de la fachada (III) | Belascoaín y Neptuno

  35. Pingback: Detrás de la fachada (V) | Belascoaín y Neptuno

  36. Pingback: Cuba a ritmo de filin (I) | Belascoaín y Neptuno

  37. Pingback: Inventario de Belascoaín y Neptuno (desde el 30 de noviembre de 2020) | Belascoaín y Neptuno

  38. Pingback: Cuba a ritmo de filin (II) | Belascoaín y Neptuno

  39. Pingback: Cuba a ritmo de filin (III) | Belascoaín y Neptuno

  40. Pingback: Cuba a ritmo de filin (IV) | Belascoaín y Neptuno

  41. Pingback: Ironías cubanas (VII) | Belascoaín y Neptuno

  42. Pingback: Flora y fauna de la isla del encanto (III) | Belascoaín y Neptuno

  43. Pingback: Cuba a la manera de Cervantes (VII) | Belascoaín y Neptuno

  44. Pingback: El sentir cubano (II) | Belascoaín y Neptuno

  45. Pingback: El sentir cubano (III) | Belascoaín y Neptuno

  46. Pingback: El sentir cubano (IV) | Belascoaín y Neptuno

  47. Pingback: El sentir cubano (V) | Belascoaín y Neptuno

  48. Pingback: El sentir cubano (VI) | Belascoaín y Neptuno

  49. Pingback: El sentir cubano (VII) | Belascoaín y Neptuno

  50. Pingback: El problema que es Cuba (II) | Belascoaín y Neptuno

  51. Pingback: El problema que es Cuba (IV) | Belascoaín y Neptuno

  52. Pingback: El problema que es Cuba (VI) | Belascoaín y Neptuno

  53. Pingback: El problema que es Cuba (VII) | Belascoaín y Neptuno

  54. Pingback: El derecho a regresar (I) | Belascoaín y Neptuno

  55. Pingback: El derecho a regresar (II) | Belascoaín y Neptuno

  56. Pingback: El derecho a regresar (III) | Belascoaín y Neptuno

  57. Pingback: El derecho a regresar (IV) | Belascoaín y Neptuno

  58. Pingback: El derecho a regresar (V) | Belascoaín y Neptuno

  59. Pingback: El derecho a regresar (VI) | Belascoaín y Neptuno

  60. Pingback: No se habla de Castro | Belascoaín y Neptuno

  61. Pingback: Fe de erratas (VI) | Belascoaín y Neptuno

  62. Pingback: Fe de erratas (VII) | Belascoaín y Neptuno

  63. Pingback: Oda urgente a Luis Manuel Otero Alcántara | Belascoaín y Neptuno

  64. Pingback: Oda urgente a Maykel Castillo, el Osorbo | Belascoaín y Neptuno

  65. Pingback: Oda urgente a la sociedad civil cubana | Belascoaín y Neptuno

  66. Pingback: Para hablar de Cuba (II) | Belascoaín y Neptuno

  67. Pingback: Para hablar de Cuba (V) | Belascoaín y Neptuno

  68. Pingback: Para hablar de Cuba (VI) | Belascoaín y Neptuno

  69. Pingback: Para hablar de Cuba (VII) | Belascoaín y Neptuno

  70. Pingback: La tertulia de Díaz Canel | Belascoaín y Neptuno

  71. Pingback: Óleo de dictador con papada (III) | Belascoaín y Neptuno

  72. Pingback: La abundancia en Cuba (III) | Belascoaín y Neptuno

  73. Pingback: La abundancia en Cuba (V) | Belascoaín y Neptuno

  74. Pingback: La abundancia en Cuba (VI) | Belascoaín y Neptuno

  75. Pingback: La abundancia en Cuba (VII) | Belascoaín y Neptuno

  76. Pingback: A propósito de “Diversionismo ideológico” | Belascoaín y Neptuno

  77. Pingback: La escasez en Cuba (III) | Belascoaín y Neptuno

  78. Pingback: Romance de Lis Cuesta y Díaz Canel | Belascoaín y Neptuno

  79. Pingback: Romance de Lis Cuesta y Díaz Canel (VII) | Belascoaín y Neptuno

  80. Pingback: Buró Ejecutivo del Partido Comunista de Cuba en La Habana | Belascoaín y Neptuno

  81. Pingback: La escasez en Cuba (VII) | Belascoaín y Neptuno

  82. Pingback: Oda urgente a Enrique del Risco | Belascoaín y Neptuno

  83. Pingback: Aquella «empresa estatal socialista competente» (II) | Belascoaín y Neptuno

  84. Pingback: Empresa estatal socialista competente (IV) | Belascoaín y Neptuno

  85. Pingback: El Primero de Mayo y yo: una cronología | Belascoaín y Neptuno

  86. Pingback: Congreso del MININT en LASA | Belascoaín y Neptuno

Comenta, que es gratis

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s