Ironías cubanas (VII)

No leí a Cabrera Infante
y no escuché a Celia Cruz,
porque Fidel Castro Ruz,
con su doctrina atorrante,
creyéndose «Comandante»,
los prohibió porque sí,
cuando secuestró a Martí
en la Cuba de mis días,
plagada de policías
que culpaban al totí.

***

artista: Geandy Pavón / título: “Martí oculto”, de la serie “Obras estrujadas”
técnica: óleo sobre lienzo / dimensión: 24 x 24 pulgadas / año 2011

Nota bene: Desde el 30 de noviembre de 2020, he publicado a diario en este blog. Aquí puedes leer la entrada de este día hace exactamente un año. Si sientes que me repito, recuerda que más se repite la realidad cubana:

Acerca de Alexis Romay

Pienso, luego escribo.
Esta entrada fue publicada en Una décima (a)parte. Guarda el enlace permanente.

Comenta, que es gratis

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s